• SEDE ELECTRONICA

El Escobar, Los Paganes y Los Almagros

pozo_el_escobar-jpg_291206555Son pedanías situadas en la parte norte del término, en las estribaciones de la sierra de Carrascoy. Sus nombres proceden de los apellidos de familias que se asentaron en la zona, aunque al Escobar se le nombraba como “El Escobillar”, probablemente en referencia a la abundancia del esparto y al ser este producto, junto con la recogida de leña, una de las actividades económicas importantes de los pobladores de la zona.

En la sierra de Carrascoy, se asentaron primitivos pobladores de la cultura argárica (siglo V a. de C.), existiendo un poblado de esta época en el Cerro de la Bastida. La facilidad de obtención de agua, leña, madera, piedra, así como, la situación estratégica y las minas de hierro existentes en esta sierra, fomentaron el establecimiento de pobladores en estos lugares. Esta economía precaria, de subsistencia, propia de anteriores siglos, hizo que estas aldeas quedaran practicamente despobladas en el segundo tercio del siglo XX , emigrando a las ciudades y pueblos de la región y a otros paises europeos.
En el paraje de Los Arcos hay vestigios de un importante asentamiento romano, al igual que en las cercanías de la Hacienda de Corverica.
El paisaje de este lugar ha sido recreado por el pintor José Hernandez, natural de Fuente Álamo. La solana de Carrascoy, con el tomillo y la albaida, el romero y la bardilla, el espino y el chaparro, los acebuches, han sido plasmados en los cuadros de este pintor del secano, el olivo y la atocha. Paisajes de silencios y soledades, de aromas y gritos de naturaleza en estado casi intacto. Es un territorio de paseo, de turismo rural, de reposo en la visión serena del campo y el mar.
Ginés Gómez, Ginesa Andreo, Andrés Moreno, Lorenzo Pagán, Alfonso Pagán, Antonio Pagán, Pedro Marin, Manuel Casado, Mateo Torralba eran terratenientes del Escobar en 1837 y 1843. En los Almagros estaban los herederos de Andrés Ximenez, Antonio Guerrero, Alfonso Legaz, Francisco Ximenez Vera, Antonio Gonsalvo, Pedro Oliver, Flora Pagán, Mariano Serrano, José Pagán Ros, Antonio Gonsalvo, Gregorio Peña, Antonio Perez de Meca, etc .
Los Paganes pertenecían a la Diputación de Almagros, una de las cinco de que constaba el término de Fuente Alamo en 1806. En 1834 la ronda del celador de policia detuvo en Los Almagros a dos presos fugados del presidio de Jaén y los entregó en Fuente Alamo.
El Escobar y la Solana de Carrascoy se anexionaron a Fuente Alamo en 1820, cuando éste obtuvo la jurisdicción propia y definitiva, pero no fue efectiva hasta 1836 en que Murcia lo cedió a este término. Se sucedían múltiples pleitos y deslindes con Alhama y Murcia, por la posesión del abrevadero de la fuente del Barranco negro así como por la entrada de los vecinos a cortar leña en lugares privados.
El Excmo Sr. Duque de Bibona era propietario de muchas tierras en estos parajes, sometidas a frecuentes litigios con los términos de Alhama y Murcia por el pastoreo de ganaderos en la zona. Se arrendaban los pastos de la Solana de Carrascoy y de las llamadas Lomas de Butrón, desde el 29 de septiembre hasta el 25 de marzo. Este privilegio lo poseía esta familia, sucesora del marqués de los Velez, desde el año 1591.
En 1820 se realizó el deslinde con Murcia, Lorca y Alhama, por las Casas de Los Cánovas, Loma del Carril, Almagros, Boquera de Andrés Moreno, Acebuche, Cocones de Belchí hasta la cima de Carrascoy.
En 1832, la Casa de Ros pertenecía a Murcia. Gaspar y José Pagán eran dueños de esta hacienda y presentaron una demanda para saber si pertenecían a Murcia o Fuente Alamo. Se mencionan en ese documento parajes como el cocón negro, la rambla de los Cobachos, la piedra del Relox, collado de La Cueva, Cabezo Franco, Morrón de la Cueva de Ortega, las Molaticas, hacienda de Rillo, la heredad de Melchor de Peralta, etc.
En 1864 los vecinos del Escobar solicitaron una escuela, queriendo que se hiciera en el paraje de Los Arcos. En 1875, se crea una escuela incompleta y es, en 1891, cuando los vecinos solicitan que se traslade al Escobar la escuela de Los Arcos. El maestro de Los Almagros se encargaba de los niños del Escobar, por lo que no les fue concedida. Maestros  en los siglos XIX y XX fueron: Antonio Murciano, Ramón Baño, Sabina Ballester, José de Gea, Antonio Griñán. Maestros de Los Almagros y Los Paganes fueron: Andrés Tortosa, Juan José Ortega, Andrés Rubio, Rafael Lillo, Matilde Moreno, Josefa Lopez, Francisco Rodriguez, Jose Antonio Perez Sanchez, Francisco Bueno, Mariano Garcia de Moya, Jose Ortega Canovas,etc.

En 1935 se solicitó subvención para la creación de dos escuelas unitarias de niños y niñas en Los Paganes, Almagros, Escobar y Los Arcos.

Esta zona era importante por los pastos. Los ganados que cruzaban la Cañada real atravesaban el Escobar. Este es un poblado con un tipismo especial, con construcciones de origen árabe, con pozo y abrevadero en la plaza, que le hace conservar ese sabor arcaico y tradicional. Las casas solariegas como la hacienda de Los Jimenez en La Carrasca, la Hacienda de Corverica, que fue propiedad del Marqués de Galtero y otras construcciones del siglo XVIII, testimonian un pasado de ricos terratenientes.
Por su término discurren la vereda de Fuente Alamo a Corverica y la colada de Los Cánovas a Alcantarilla. Lugar de tránsito de arrieros, carruajes, ganados trashumantes, que paraban en mesones y posadas en tanto que sus ganados abrevaban en los pozos concejiles.
La sequía y las plagas, como la de langosta, ocurrida en los años 1867 y 1868, arrasaron todos los campos desde Corvera la alta hasta El Escobar, lo que hacía que la vida en estos parajes fuese una lucha y un sacrificio continuo.
En cuanto a demografía: Los Almagros, en 1940, tenian 572 habitantes y en 1980, unos 328. En el Escobar habitaban 662 personas en 1940 y en 1980, el número era de 121. Ha sido esta una de las pedanías que más despoblamiento ha sufrido de todo el término municipal, debido al cambio en las fuentes de riqueza económica, a la revolución industrial y a la masiva emigración. En 1966 se inauguró el alumbrado público en estas tres pedanías.
En Los Paganes nació en 1919 una de las grandes figuras del arte del trovo, José Moreno García, apodado “el filósofo del trovo”. La sabiduría popular la adquirió en la escuela del sufrimiento campesino, entre el esparto, la leña y los sembrados.
Son estos parajes otros de los lugares del término necesitados de la atención de las autoridades y organizaciones culturales y ecologistas, para recuperar, promocionar y conservar ese sabor mágico, tradicional y auténtico de la zona rural.
Las ermitas de Los Almagros y El Escobar fueron construidas en el siglo XVIII. El patrón del Escobar es San Juan Bautista y sus fiestas tienen lugar a finales de Junio. La patrona de Los Almagros es la Virgen de la Luz y sus fiestas patronales se celebran en Septiembre . El cura párroco del Escobar y Los Almagros en los años 50 era D. Francisco Miñarro.     

 

Andrés Nieto Conesa
Cronista Oficial de la Villa